En la comisión de presupuestos en el congreso de los diputados, la portavoz de Hacienda del grupo parlamentario socialista ha intervenido con motivo de comparecencia del Secretario de Estado de Hacienda ante la tramitación de los PGE del 2018, para pedir explicaciones y hacer una evaluación sobre las propuestas incorporadas por el gobierno y el motivo de las ausencias.

En su intervención la portavoz ha destacado que

“El presupuesto se presenta tarde, de la misma forma que en 2017. Y se ha evidenciado que aprobando a mitad de año los PGE, los ministerios, empiezan el ejercicio con una disposición mermada de recursos y esta práctica presupuestaria parece haberles ayudado en 2017 a reducir el déficit vía no ejecución del presupuesto.”

“España cerró 2017 con un déficit público equivalente al 3,11% del PIB (36.233 M€). Pero a pesar de ello, el sector público todavía registra el mayor desequilibrio entre ingresos y gastos de todos los países de la zona del euro y todavía continuamos bajo el brazo correctivo del Procedimiento de Déficit Excesivo (PDE). El gobierno lleva varios meses anunciando la salida de España de este procedimiento pero lo cierto es que vamos a ser el último país europeo en conseguirlo. ”

“Es necesario establecer una estrategia integral para conseguir recursos suficientes que permitan poder prestar los servicios públicos de manera eficiente y atender, los derechos de los ciudadanos, se trata de compaginar una eficaz reducción de gastos acompasada con una política tributaria justa capaz de incrementar los ingresos”.

“El incremento actual de recaudación tributaria es propia del ciclo económico en el que nos encontramos y los socialistas consideramos que deberíamos aprovechar la coyuntura para reforzar nuestro sistema tributario y para fortalecer el estado de bienestar ante futuras tensiones cíclicas”.

“La desigualdad es un mal de nuestra sociedad que tenemos la responsabilidad de combatir y la política fiscal es un buen instrumento para combatirla.  Se requiere de unos ingresos tributarios justos que permitan con suficiencia un nivel de gasto eficiente para cubrir las necesidades de los ciudadanos con independencia de donde se viva y que graven en mayor medida la riqueza. Es imprescindible un sistema fiscal justo y adaptado al nuevo panorama internacional y este presupuesto no lo recoge. Lo que explica que no lo compartamos”